Gaming

Cómo configurar el control parental en Nintendo Switch

Todas las consolas están destinadas para cualquier tipo de público, pero no cabe duda de que Nintendo tiene una especial afinidad por los más pequeños de la casa. Si estás pensando en regalarle a tu hijo una Nintendo Switch –o ya lo has hecho-, este post que te traemos hoy te va a venir de escándalo: te enseñamos a cómo configurar el control parental en Nintendo Switch. Es más fácil de lo que parece.

Netflix para Android
Descarga
9

Netflix es un servicio de visionado online de películas y series, un videoclub de contenido en streaming que hace las delicias de cualquier aficionado al cine y las series.

Paso a paso

Vamos a empezar por lo básico, es decir, con dónde se encuentra la opción de control parental dentro de la portátil. Para ello, enciende el terminal, desbloquéalo y pulsa en “Configuración de la consola”. Dentro de este campo de ajustes, ve hacia abajo hasta que te topes con uno que no deja lugar a dudas: “Control parental”. Entra.

El primer aviso de Nintendo lo deja claro: “Nintendo te ofrece la posibilidad de crear un entorno de juego seguro para los niños mediante el control parental, que se puede configurar con esta consola o con un dispositivo inteligente”. Pulsa sobre “Ajustes de control parental” para entrar en una nueva categoría que devuelve dos opciones: configurar el control parental con un dispositivo inteligente o a través de la consola.

El primer campo es el idóneo para cualquier padre, ya que permite controlar todo lo que el niño hace a través del teléfono móvil. Para ello, sólo hay que descargarse la aplicación oficial a través del bazar de turno (“Control parental de Nintendo Switch” en iOS y Android) y vincular la consola. Son pasos muy sencillos que te tomarán sólo unos segundos. Una vez la tengas instalada y conectada a la consola, la aplicación es capaz de limitar las sesiones de juego que tiene el crío; recibir resúmenes diarios de la actividad de este; y restringir las funciones de juego.

El segundo campo, por su parte, consiste en habilitar el control parental, pero desde la configuración de la consola. Aquí lo que conseguimos es crear diferentes grados de restricción dependiendo de los valores que asignemos a esa Nintendo Switch. De esta manera, si ponemos control parental a un adolescente, por ejemplo, Switch no ejecutará ningún juego que posea más de un PEGI 17.

Este sólo es uno de los múltiples ejemplos que tiene Nintendo Switch en lo que respecta a control parental. Nuestro consejo, ahora que ya sabes cómo acceder al mismo, es que eches un vistazo a las opciones disponibles y asignes la que más conviene a tu pequeño.

  • Enlace Copiado!
Cargando comentarios