Los acelerómetros, una nueva vía de interacción

La interacción con sensores está de moda. Si no que se lo digan a Nintendo que, aun sacando al mercado una videoconsola técnicamente muy inferior a las máquinas de la competencia, las innovadoras características de su mando le han llevado a lo más alto de la lista de ventas. Eso de jugar a un juego de tenis, de boxeo o incluso de cocina sin tener que aprenderte los botones, simplemente recreando los movimientos que harías en la realidad, llama mucho la atención. Sobre todo, a todos aquellos usuarios que eran reticentes a coger el típico mando o pad.

El responsable de este cambio de filosofía es el uso de sensores de nueva generación, que son pequeños dispositivos electrónicos que permiten convertir fenómenos físicos en señales eléctricas.

Y cómo no, ante este avance o cambio de filosofía entre la interacción hombre-máquina, los fabricantes de telefonía móvil han tomado cartas en el asunto. Gran parte de los últimos modelos de teléfonos móviles incluyen estos sensores. En algunos casos bien promocionados como el Shake Control de Sony Ericsson y en otros, algo más desconocidos, como pasa con los últimos modelos de Nokia.

¿Qué son los acelerómetros?

Hasta ahora, para interactuar con cualquier máquina utilizábamos un teclado, un ratón, una pantalla táctil o, en algunos casos, una cámara. Todos ellos, utilizan diferentes tipos de sensores para convertir fenómenos físicos en señales eléctricas.

Los acelerómetros son un paso más, un tipo de sensor que permite medir la reacción de un objeto sometido a una fuerza, evaluando la dirección y la variación de la velocidad. Es decir, es un dispositivo capaz de convertir ciertos gestos en una señal eléctrica que puede ser o no interpretada por el sistema.

¿Qué puedo hacer con mi acelerómetro?

Tal como ya ha demostrado el wiimote de Nintendo, básicamente, un acelerómetro nos ofrece un modo francamente intuitivo e innovador de interactuar con la interfaz de un programa.

En la comunidad de desarrolladores puedes encontrar todo tipo de propuestas. Desde las más obvias, como navegar por un menú o cambiar el modo de visualización a las más originales como modificar el perfil activo o gobernar un vehículo radio control, simplemente moviendo el teléfono.

Programas actualmente disponibles

Si quieres pasar a la acción y poner a prueba el acelerómetro de tu Nokia N95, aquí tienes una selección de programas y herramientas con diferentes funcionalidades.

N95 RD Accelerometer Plug-in packagen: API necesaria para habilitar el sensor. Es necesario instalarlo desde la memoria interna del teléfono y reiniciar el terminal.

RotateMe: Permite cambiar el modo de visualización activo en el teléfono móvil simplemente volcando o rotando el terminal.

Activity Monitor: Es capaz de controlar tu actividad física diaria contando el número de pasos que sueles dar a lo largo del día. Genera gráficas y una serie de estadísticas realmente interesantes.

FlipSilent: Activa el modo silencio de tu teléfono móvil simplemente colocándolo con la pantalla hacia abajo. Ya sea antes o en el mismo instante de recibir una llamada.

MovingBall: Es el ejemplo que Nokia Research distribuye para demostrar la sensibilidad del sensor. Una simple bola que se mueve según la inclinación del teléfono.

Light Saber: ¿Adepto a Star Wars? En ese caso, no dudes en probar Light Saber. Un programa con que te permitirá convertir tu teléfono móvil en todo un sable de luz.

Y-Inclinometer: Un curioso programa que te permitirá utilizar tu teléfono móvil en un indicador de inclinación para vehículos todoterreno.

Nokmote: Aunque todavía sin versión de prueba oficial (sólo puedes probar una versión beta si realizas una donación aquí) el programa pinta bien. En teoría, es capaz de emular las acciones del botón de navegación. Muy práctico para moverse por la interfaz del sistema, visualizar fotos y jugar a juegos.

Cargando comentarios

Últimos artículos