Publicidad

Noticias

Así se está implementando el IoT en las playas españolas

Redacción de Softonic

Publicado

En los últimos años el Internet de las Cosas (IoT por sus siglas en inglés) se ha convertido en una tendencia en auge entre empresas y usuarios finales, que tienen como objetivo el rodearse de objetos o entornos inteligentes, que permitan un servicio personalizado y una ayuda extra para el día a día. Tanto es así, que la tendencia que comenzó en wearables o pequeños dispositivos se ha llegado a extrapolar a escenarios tan tradicionales y naturales como son las playas.

Con la llegada del verano, muchos son los viajeros que se decantan por encontrar un destino que les aporte una experiencia diferente. Ahora, las playas más convencionales pueden convertirse en uno de esos destinos más especiales gracias a la introducción de servicios basados en IoT. 

Conocer los datos ambientales de una playa, así como su temperatura, radiación UVA o humedad, ya es posible gracias a la innovación de unos investigadores de la Universitat Politècnica de València.

Gracias a unos sensores basados en alimentación solar, se podrán transmitir en tiempo real y de forma inalámbrica los datos mencionados anteriormente, que permitirán a los expertos en turismo y medioambiente generar información sobre la costa de manera más rápida y fiable.  

Así se está implementando el IoT en las playas españolas

El IoT siempre ha tenido como objetivo ayudar a mejorar la calidad de vida de todos. Más allá del conocimiento de datos medioambientales en tiempo real, la tecnología también ha llegado a las playas para ayudar a los equipos de salvamento gracias a drones que vigilan las corrientes del mar.

Además, estos drones también trabajan para poder detectar, a más de 500 metros de altura, a nadadores en peligro, identificar barcos a la deriva o confirmar avisos de emergencias. 

Junto a los drones, o la implantación de redes de WiFi gratuitas, otras de las innovaciones tecnológicas que cada vez cogen más peso en las playas se encuentran las boyas inteligentes, equipadas con sensores que pueden analizar la calidad del agua, detectar la presencia de medusas o monitorizar las embarcaciones que se encuentren en alta mar.

También te puede interesar