Publicidad

Trucos y Consejos

5 consejos para protegerte de las fake news

Los servicios de mensajería y las redes sociales han estado en el ojo del huracán en el último año por dar una inestimable capacidad de difusión a las ‘fake news’ o noticias falsas, informaciones ficticias que tanto han influido en la sociedad desde que cobraron protagonismo durante unas elecciones presidenciales internacionales.

Ahora algunas plataformas han anunciado medidas para combatir el avance de la desinformación y frenar el alcance de los bulos.

Según McAfee, la compañía de ciberseguridad del dispositivo a la nube, los usuarios deben tener mucho cuidado con dónde hacen click. Las noticias sensacionalistas, los rumores y los bulos no sólo contribuyen a la ‘infoxicación’ de los usuarios, sino que también pueden ser la puerta de entrada para ataques de spam por email o por mensajes SMS, campañas de phishing o malware.

Ser capaz de identificar ‘fake news’ es una habilidad indispensable para navegar online de manera responsable en 2019.

5 consejos para protegerte de las fake news

Según un estudio del MIT, que analizó 126.000 historias difundidas en Twitter entre 2016 y 2017, con más de 4.5 millones de tuits, “la falsedad se difunde significativamente más lejos, más rápido, más profunda y más ampliamente que la verdad en todas las categorías de información. Las ‘fake news’ tienen un 70% más de probabilidades de ser replicadas.”

Los cibercriminales aprovechan la facilidad con la que los usuarios comparten ‘fake news’ para infiltrar amenazas y hacerse con su información personal, sus datos bancarios o su historial de navegación, con el objetivo de extraer un rédito económico del usuario.

Aunque existen múltiples maneras de prevenir estos ataques, McAfee sugiere los factores clave en los que fijarse antes de hacer click:

  1. El nombre del dominio. ¿Es exactamente igual que la página oficial del medio o tiene alguna alteración? Si el mensaje contiene un link que redirige a otro site, probablemente sea una fuente de malware.
  2.  Examinar las fuentes. ¿Es un medio o un portal conocido? Si el usuario es incapaz de localizar la fuente, lo más prudente es no hacer click o denunciar. Especialmente si, al recibir la noticia por alguna plataforma de mensajería, el mensaje contiene una llamada a reenviarlo a sus contactos.
  3.  Atención a las fechas. ¿La historia está actualizada o es reciente? A menudo, las ‘fake news’ que esconden amenazas toman como referencia publicaciones antiguas que ya no tienen relevancia.
  4.  Otros medios cubriendo el asunto. ¿Se trata de un artículo aislado o hay otros medios dándole cobertura al mismo tema? Si no existen otras publicaciones, el usuario debería indagar más.
  5. Apelar al estilo. Si la web está plagada de errores ortográficos y mal uso de las mayúsculas, e incluye opiniones polarizadas o imágenes de chicas en bikini, existen muchas posibilidades de que no sea legítima.
  • Enlace Copiado!

También te puede interesar

Leer todos los comentarios
Cargando comentarios

Últimos artículos

Apps más descargadas

Publicidad