Off Topic

Los 10 mejores episodios de Los Simpson

Aviso: Nuestro equipo siempre busca cosas que creemos que nuestros lectores valorarán. Hemos recibido una compensación económica por publicar este artículo.

30. Ni más ni menos que 30 temporadas de Los Simpson podemos encontrar en el recién lanzado Disney+. Eso significa cientos y cientos de episodios. Como sabemos que tú tiempo es oro, y que seguramente quieres ver más cosas del catálogo de pelis y series de esta plataforma por streaming,

10. “El misterioso viaje de Homer”, Temporada 8, Episodio 9

Un atracón de chili provoca a Homer un viaje delirante hacia una especie de plano espiritual en el que descubrirá que es posible que Marge no sea su alma gemela.

Hay muchos elementos que convierten El misterioso viaje de Homer en un imprescindible. A nivel artístico, no hemos visto a ver un episodio tan surrealista y magistral. Luego tenemos a un genial invitado de honor: Johnny Cash como el zorro del espacio. Ah, y tenemos momentos divertidos como Homer comiendo el mega-chili picante, o Lisa confundiendo la figura de su padre, iluminada en los cielos, como un Batman venido a menos. Pero lo más destacado del episodio es que sigue siendo uno de los mejores estudios sobre la relación entre Homer y Marge, y sobre por qué es inevitable que dure hasta la eternidad.

9. “Lisa contra Stacy Malibú”, Temporada 5, Episodio 14

Un episodio que podría estrenarse tal cual hoy en día, y todos lo veríamos actual: Lisa, la paria liberal de la familia, se da cuenta de la imagen sexual que da su muñeca favorita, la Stacy Malibú, a las niñas de su edad, y decide arremeter contra sus creadores. Toda una crítica al daño que provoca el consumo en nuestra sociedad, y una profecía del despertar que hemos tenido hace unos años con respecto a los productos que adquirimos y lo que ellos nos inculcan sin darnos cuenta.

En este episodio descubrimos además una faceta oculta de Smithers, y tenemos a Kathleen Turner interpretando a la creadora original de la muñeca. Como suele ocurrir con los episodios de Lisa, el final es agridulce, y nos recuerda que las victorias no siempre tienen que ser épicas o apabullantemente certeras.

8. “Solo se muda dos veces”, Temporada 8, Episodio 2

Este episodio, en el que Homer y familia se mudan para que este pueda trabajar para un villano salido de las pelis de James Bond, tiene uno de los mejores personajes secundarios de la serie: Hank Scorpio, mitad buen jefazo mitad megalomano irremediable. Tiene mérito que muchos recordemos las frases de Scorpio, teniendo en cuenta que solo sale en estos 22 minutos.

Todo lo que ocurre en el episodio es magistral. Las tramas secundarias del resto de la familia, incapaces todos de adaptarse al nuevo hogar, son cortas pero súper acertadas. El hecho de que Homer sea el único que no se da cuenta de que su jefe está intentando dominar el mundo es la guinda del pastel. Lástima que la idea de hacer regresar a Hank como villano de la película de Los Simpson acabara descartada, ¡le echamos de menos!

7. “Última salida a Springfield”, Temporada 4, Episodio 17

Un gran episodio que nos recordó que, detrás de las aventuras alocadas que suelen vivir los Simpsons, se esconde una familia humana con problemas humanos. Y es que cuando Burns elimina el seguro dental a sus trabajadores, y eso afecta el devenir de su hija, Homer mueve cielo y tierra para recuperar el seguro. Muchos episodios tienen objetivos más extravagantes, así que fue inesperado encontrarnos con un conflicto tan terrenal.

El periplo de Homer como líder de una huelga de trabajadores está plagado de grandes momentos como la canción de Lisa para animar a los huelguistas, o en general el gran papel de Burns como villano.

6. “El cabo del miedo”, Temporada 5, Episodio 2

Después de que El Actor Secundario Bob amenace de muerte a Bart, Los Simpson se ven forzados a entrar en el programa de Testigos Protegidos y tomar una nueva identidad en el Cabo del Miedo.

El Cabo del Miedo no solo es el mejor episodio del Actor Secundario Bob sino que prácticamente todos sus momentos entrarían en el top 50 de mejores escenas de la serie: la incapacidad de Homer de aceptar su nueva identidad como Sr. Thompson, el momento de Bob lidiando con los rastrillos, la secuencia de números musicales sacados del H-M.S. Pinafore… Todo nos encanta.

5. “¿Quién disparó al Sr. Burns?” (primera y segunda parte), Temporadas 6/7, Episodios 25/1 (respectivamente)

Hacemos un poco de trampas para incluir dos episodios dentro de una sección del top. Pero es que la ocasión bien lo merece: “¿Quién disparó al Sr. Burns?” es la única historia no auto-conclusiva de la serie; la primera parte se emitió como final de la Temporada 6 y todo el mundo estuvo durante el verano dándole al coco para descubrir al culpable. La respuesta vino en el inicio de la Temporada 7.

Dejando de lado este “truco” de suspense, estos dos episodios son una delicia porque precisamente parodian con maestría otras series sobre asesinatos y misterios. Hay giros sobre giros. Pistas falsas que se acumulan desproporcionadamente. Sospechosos de todo tipo. Destacamos la gran escena onírica en la que el Jefe Wiggum recibe una pista al más puro estilo Agente Cooper de Twin Peaks.

4. “El sustituto de Lisa”, Temporada 2, Episodio 19

Hay muchos mensajes y temas dentro de una premisa aparentemente simple: la profe de Lisa enferma, y la pequeña se enamora del profesor sustituto. Pero si escarbamos un poco descubrimos que el sustituto en realidad hace referencia a un nuevo modelo de padre que Lisa ha encontrado y que por desgracia descubre que es mucho mejor que Homer.

Aunque tiene sus gags y sus bromas, este episodio es más emotivo que otra cosa, con el colofón de la nota que el profesor ha dejado a Lisa para cuando todo vuelva a la realidad. Además, fue uno de los primeros en darnos un final triste, algo en lo que aquel entonces estábamos muy poco acostumbrados.

3. “22 cortometrajes sobre Springfield”, Temporada 7, Episodio 21

Sobre el papel, este episodio no debería de haber funcionado para nada. Y es que abandonamos totalmente a los Simpson (algo que no había ocurrido hasta el momento) para centrarnos en las aventuras alocadas de su ingente elenco de secundarios. ¿Quién quiere seguir a Seymour, Cletus o el Abejorro? Pues bien, después de ver el episodio, todos nos encariñamos mucho más con la gente de Springfield, y al final no echamos tanto de menos a Bart y compañía.

Cada secundario tiene su momento de gloria, o nos revela un lado de su vida que desconocíamos. Pero debemos decantar sí o sí esos 90 segundos divinos que componen la genial escena de los “gambones al vapor”. El intento de Seymour de arreglar su comida con el Superintendente Chalmers es tan genial que hace un año y pico se convirtió en un mega-meme en Internet. Ah, por cierto, ¿no es la aurora boreal lo que está ocurriendo detrás de ti?

2. “Un pez, dos peces, pez fugu, pez azul”, Temporada 2, Episodio 11

Hasta este episodio, la serie nos había hecho pensar que su única función era hacernos reír, hacernos pasar un buen rato. Un pez, dos peces, pez fugu, pez azul fue inesperadamente triste, agridulce, melancólico y, finalmente, tierno. Y es que la premisa se las traía: Homer comía sin querer la parte venenosa de un pez fugu, y solo le quedaban 24 horas de vida.

Aunque todos sabemos ya cómo acaba, esta excusa narrativa obliga a Homer a hacer una lista sobre lo último que quiere hacer en la Tierra. Se despedirá de muchos seres queridos e inesperadamente conectará con ellos mucho más que cuando no pensaba en su mortalidad. Inevitablemente, eso nos hace preguntarnos, ¿qué ocurriría si todos actuáramos como con Homer cuando pensaba que le quedaba poco tiempo en este mundo? Posiblemente viviríamos en un lugar mejor, más amable.

1. “Marge contra el monorraíl”, Temporada 4, Episodio 12

En este episodio, un vendehumos llamado Lyne Lanley llega a Springfield y logra vender la absurda idea de crear un monorraíl para la ciudad. Mientras Marge es la única persona cuerda que sospecha de las motivaciones de Lanley, Homer consigue el puesto de conductor de dicho monorrail. Añadamos a Leonard Nimoy de artista invitado y tenemos 22 minutos deliciosamente divertidos. Pero esta aventura tiene más miga de lo que parece.

Marge contra el monorrail fue el primer episodio que rompió una de las reglas doradas de las primeras temporadas de Los Simpson. Hasta entonces, los guionistas tenían prohibido crear situaciones que se distanciaran demasiado de la realidad, aunque la serie fuera de dibujos animados. Conan O´Brien, guionista por aquella época, omitió esta regla para crear un episodio en el que se explora al fondo lo absurdo y en el que en cualquier momento los ciudadanos de Springfield podían iniciar un número musical. Asentó unas nuevas bases cómicas que aún hoy en día se siguen manteniendo.

  • Enlace Copiado!

También te puede interesar

Leer todos los comentarios
Cargando comentarios